Blog

¡Si no entiendes por qué eres pobre, nunca lograrás cambiarlo!

Ve el video y escucharás ideas y conceptos que son bastante básicos, con mucho sentido común, pero hasta ahora han sido foráneos para ti. A pesar de ser tan obvios para el rico, no son obvios para ti.

Has estado dando tumbos a ciegas…  haciendo solo lo que “sabes” y ni siquiera te has dado cuenta de tu ignorancia en finanzas… Ni siquiera se te ha ocurrido preguntarte la razón de tu pobreza..

¿Por qué sé esto de ti? Pues… porque no eres rico… por lo tanto no has entendido lo obvio

https://www.youtube.com/watch?v=deg1RUAOe-o

Nacer Pobre Es Una Circunstancia – Morir Pobre Es Una Decisión Personal

Piensa bien en esta frase. Analízala y tendrás que reconocer su gran verdad. No importa la edad que tengas ahora, tus circunstancias actuales son el resultado de todas las decisiones (y falta de decisiones) que has tenido en tu vida. Las que han llevado a este momento de tu nivel económico. No puedes argumentar lo contrario.

Decidiste que lo que tienes es suficiente. Te quejas de lo que te falta. Pero no has hecho nada para cambiar y mejorar tu vida financiera. La educación financiera nunca ha sido parte de tu vida. Pero por lo menos tienes lo básico para vivir… Eso para ti es suficiente.

Por eso eres pobre.

¿De verdad crees que puedes convencerme que estoy equivocado?

Lo más  probable es que no sabes cómo dejar de ser pobre… Pues claro, si supieras cómo dejar de ser pobre ya lo hubieses hecho, ¿no? Nadie elije quedarse pobre cuando sabe cómo lograr libertad económica.

Te estoy dando fuertemente de frente y no tienes dónde esconderte, ni puedas  justificar tu pobreza…

Espero que no puedas sacarte las preguntas que hago de tu mente… Espero que te obsesionen…

Sólo así cambiarás…

Sólo así buscarás las respuestas…

Los pobres: 95% – Los ricos solo 5% de la población… ¿Por qué? ¿Existe algún misterio que solo el rico conoce?

Solamente alrededor del  5% de la población llega a la independencia financiera… El resto nos quedamos en la pobreza…  ¿Tiene el 5% alguna receta mágica? ¿Algún conocimiento único y original? ¿Algún secreto solo conocido por ellos? ¿Alguna predeterminación del destino? ¿Alguna bendición especial de los  dioses?…

¡NO!… Solo tienen la educación financiera, le perseverancia y la visión…. Algo que cualquier de nosotros puede alcanzar.

Mira el video como ilustración a mi punto.

Y el tema lo exploro más detalladamente en mi libro “La Pobreza Es Una Opción” que puedes conseguir en este link:

https://www.amazon.com/El-Logro-Riqueza-Origen-Pobreza/dp/1497488133/ref=sr_1_2?ie=UTF8&qid=1473989200&sr=8-2&keywords=reynaldo+polanco

Toma notas al ver el video.

 

 

¡Ser pobre sale caro!

Una de las cosas más irónicas que le sucede frecuentemente a la persona de limitados ingresos es que paga mucho más dinero por algunas cosas que una persona rica.

Parece que no tiene sentido ¿no? El que menos tiene paga más que el que más tiene. Por ejemplo, existen personas que no usan bancos comerciales para depositar sus cheques de salario directamente a sus cuentas, pues no las tienen. En su lugar van a agencias financieras en sus comunidades que no son bancos y dejan que le deduzcan un por ciento del cheque a cambio de que le den el efectivo inmediatamente – así es que siempre tendrán un poco menos de lo que ganaron trabajando.

Los intereses en las tarjetas de crédito de una persona que nunca puede hacer sus pagos regulares completo cada mes son siempre más altos – y pagan mucho más a largo plazo – que una persona que tiene con qué pagar sus cuentas mensuales en su totalidad.

Un pobre, o trabajador clase media baja, compra un carro nuevo a crédito por 5 años  a un interés de 9%, o 12% y hasta 16%, Y termina pagando 50% o 60% de lo que valía el auto originalmente – y al final el carro no vale nada. El rico crea una corporación y compra el vehículo bajo esa entidad, quien es técnicamente la “dueña” de vehículo, y de esta forma la persona rica deduce de sus impuestos el costo del vehículo, el seguro, la gasolina, y el mantenimiento. Pagando prácticamente nada.

El pobre paga renta por 35 años, recibiendo un aumento en el alquiler cada año, y es su vejez habrá pagado miles y miles de dólares y se irá  a su retiro sin nada. El rico tendrá una gran plusvalía en la propiedad que compró temprano en su vida y por lo tanto tendrá un retiro rico.

Y de la misma forma pagará más por su salud, y en cualquier contacto con el sistema criminal de justicia, y en muchas otras fases de su vida…

Definitivamente, ser pobre sale caro…

El Dinero No Viene Con Un Libro De Instrucciones

¿Y cómo es que nosotros empezamos a familiarizarnos con el dinero? ¿Cómo es que tomamos decisiones una vez empezamos a producir nuestros propios ingresos? ¿Qué aprendemos  de cómo utilizarlo, invertirlo, ahorrarlo, manejarlo…?

Estoy seguro que la respuesta para casi todos nosotros empezaría con: “… Bueno, en mi familia… ”… etc.

Te apuesto a que no me equivoco.

De ahí viene tu educación. Y si tu familia no era rica, ¿Qué te enseñaron  ellos? ¿Te pondrían tus padres (como también compañeros y vecinos) mostrar cómo llegar a la Independencia Financiera, cuando ellos nunca lo lograron?

¿Te pudieron ellos enseñar ellos algo sobre cómo ser rico cuando para ellos eso nunca fue una meta?

El dinero no viene con instrucciones de cómo usarlo. Cuándo compras un microondas o una computadora nueva, o vas a ensamblar  un armario, lo primero que harías sería abrir el manual y seguir los pasos en el orden  que indican para tener un resultado exitoso al final.

Pero, ¿Qué hacemos cuando nos integramos a la vida laborar? Pues, repetir el patrón de pobreza en el cual nos criamos.

Tú nunca harás lo que no sabes. Lo que nunca viste a tus padres hacer. Lo que nunca enseñaron en  la escuela.

Si quieres que el resultado sea diferente, tendrás que buscarte “el manual de cómo ser rico”.

Estudia. Abre tu mente a lo que nunca te enseñaron. La respuesta no está en lo que hicieron tus padres y maestros, los cuales fueron pobres toda su vida.

Está en ti buscar la respuesta si quieres logar la Independencia Financiera.

Eres pobre por las cosas que no te das cuenta que en verdad NO SABES que NO SABES

A nivel de tus finanzas, eres pobre (o Trabajador Clase Media) porque has trabajado con que lo sabes, y lo que sabes está limitado por tu crianza, educación y el medio ambiente donde creciste, y los valores y percepciones que le fueron integrados a tu realidad por tu familia, amigos, maestros y vecinos Y obviamente tomarás todas tus decisiones basado en lo que sabes sin estar consciente de las limitaciones que acompañan tus decisiones porque no tienes consciencia de qué es lo que no sabes. En la dimensión de tu existencia, los contactos que tienes diariamente, la información que has acumulado; la educación (escolar y familiar) que determinan el alcance de tu entendimiento, estás propenso a decidir el camino a tomar con una seguridad absoluta de que es el camino correcto porque TÚ SABES. Pero…

  • La sección de negocio y análisis financieros de tu periódico local son como jeroglíficos, y por igual un presupuesto personal, hoja de balance y un plan de inversión son conceptos foráneos para ti.
  • No has pagado por cursos y talleres detallando el proceso para invertir en la Bolsa de Valores y recibir instrucciones en la lectura de diagramas y análisis del flujo de acciones y movimiento del mercado.
  • Como consumidor no sabes el proceso de manufactura, empaquetamiento, publicidad, distribución, mercadeo de los productos en tu nevera.
  • No sabes el proceso para registrar una idea o invento, conseguir la patente, manufacturar un prototipo, mercadearlo para distribución nacional.
  • No sabes negociar en el intercambio monetario internacional usando las fluctuaciones en el mercado del dólar, el yuan, el euro, para recibir ganancias con el cambio de valor de las denominaciones.
  • No tienes conocimiento de las leyes y regulaciones sobre importación y exportación y no sabrías cómo abrir el mercado internacional a tus productos – si acaso conduces un negocio de venta de algún producto en particular.
  • No tienes experiencia sobre las regulaciones, sistema de operación, y requisitos de franquicias – cómo comprar una franquicia (McDonald’s, Pizza Hut, Burger King, Dunkin Donut) o cómo crear una franquicia nueva con un nuevo concepto…

¿Son acaso algunas de las áreas mencionadas arriba totalmente ajenas a ti y nunca se te había ocurrido indagar más sobre ellas, pues de hecho no eran parte de tu consciencia y eran más bien piezas inexistentes en tu banco de conocimiento? ¿Puedes identificar las áreas que Tú No Sabías que No Sabías (nunca te habían pasado por la mente ni sabía de su existencia)?

Así es que las cosas que tú NO sabes que NO SABES a nivel de tus finanzas y tu crecimiento económico es la parte más importante del proceso de tú lograr Independencia Financiera. Pero para llegar a este renglón, primero tienes que pasar por las dos categorías: Tú Sabes Qué Es Lo Que Sabes y Tú Sabes Qué Es Lo Que No Sabes. Entonces ahora estarías listo para reconocer que más allá de las cosas que tú sabes que no sabes existe una dimensión de información y recursos de los cuales tú no sabías la existencia. Pura y sencillamente No Sabías que Tú No Sabías.

ERES POBRE POR LAS COSAS QUE NO SABES, NO POR LAS QUE SABES

Sólo puedes tomar decisiones basándote en las cosas que sabes, no en las cosas que desconoces; consecuentemente, tus decisiones tenderán a hacerte más pobre (o dejarte estancado en un estatus de Trabajador Clase Media) pues el banco de conocimiento que has acumulado hasta ahora te ha dado el punto de referencia para tus decisiones, y estas decisiones están ligadas directamente a los límites de tus conocimientos. Lo que haces o dejas de hacer tiene como base un desconocimiento de cómo lograr Independencia Financiera, por lo tanto seguirás haciendo sólo lo que sabes, lo único que conoces: vivir con las limitaciones de un Trabajador Clase Media… o ser pobre. No sabes hacer otra cosa.

¿Por qué digo esto con tanta seguridad? Porque si tu fortuna estuviese en lo que sabes ahora, ya serías rico, ¿no?

Reconociendo esto es primordial para moverte de una clase económica a otra. Reconoce lo que te falta, llena ese vacío de conocimiento, trata de adoptar los valores y visión que guían las decisiones de una persona que logró la Independencia Financiera. Edúcate. Si nunca empiezas este proceso de crecimiento intelectual y emocional  – una apertura de tu mente a esas cosas que reconoces que te faltan – te quedará pobre.

Te lo garantizo.

A menos que un evento dramático lo cambie, el rico no sabe cómo dejar de ser rico, y el pobre no sabe cómo dejar de ser pobre

Cada clase socio-económica crea una serie de valores y actitudes que se construyen uno sobre otro y dirigen las decisiones que toman.

  • El pobre trabaja para satisfacción inmediata de sus necesidades
  • El rico pone en lugar mecanismos para satisfacer esas necesidades.
  • El pobre tienes reacciones inmediatas e instintivas
  • El rico tiene reacciones analíticas, ponderadas y orientadas al futuro
  • El pobre se satisface de resolver los problemas del ahora,,, ¿y el mañana? Bien, gracias
  • El rico retrasa la gratificación inmediata para más grandes y efectivas recompensas al final
  • El rico busca garantizar su futuro.
  • El pobre busca garantizar su presente.

Crees que tu pobreza es “la realidad” que te tocó… Pero La “normalidad” de tu vida pobre no es La Realidad

Te levantas y vas al mismo sitio a trabajar, compartes con las mismas personas; repites las mismas actividades con tu familia, sólo  te mueves día a día en sólo un radio de 5 millas alrededor. Sólo discutes los mismos temas. Con las mismas personas, Sólo muestras interés por las mismas cosas. Sólo vas a vacacionar a los mismos dos o tres sitios. Has hecho de tu vida una sola rutina. Y a eso tú le llamas: La Realidad.

Y después te quejas porque las cosas no cambian y no sales del “hoyo económico” en que te encuentras.

Sin darte cuenta que esa “realidad” es solo específica a ti. Eres pobre… tu economía sólo te permite un limitado estilo de vida, pero tú crees que esa es la realidad que te tocó.

No te das cuenta que esa es tu “Normalidad” y tú la confundes con la verdadera REALIDAD.

No sabes de un mundo de educación, recursos y oportunidad ahí afuera,,, en la verdadera realidad.

Cuando entiendas la diferencia, cambiarás tu vida

Para el pobre que justifica su pobreza con la proclama de: ¡La Riqueza No te Da Felicidad!… Yo le respondo: ¡Tienes Toda La Razón!

Lo primero es que sí es verdad que ser rico no te hace más feliz. Si es felicidad que quieres, búscala entre tus seres queridos; tu vida espiritual; aplicando tus talentos en lo que te gusta; meditando en las montañas del Tíbet, sirviendo en un refugio de chimpancés en África … en lo que sea, pero lo más probable es que no será  acumulando fortuna.

Todos, ricos y pobres, sufrimos los mismos trajines, problemas (de salud, familiares…), tragedias, desamores y desencantos, y demás golpes que nos da la vida.

Entonces, si la Independencia Financiera no te da la felicidad, ¿Para qué afanarse?  ¿Para qué luchar para acumular fortuna?

Sólo hay una garantía (o más bien dos) que te prometo que tendrás cuando logres tu Independencia Financiera:

LIBERTAD & OPCIONES

Esas son las únicas promesas que tendrás al dejar de ser pobre.

LIBERTAD No tendrás que cumplir una sentencia  de trabajo, donde estará obligado a estar 40 horas a la semana de labor para recibir un pago que sólo servirá para pagar las cuentas imprescindibles de vida. Y tendrás que regresar el lunes temprano en la mañana para continuar la labor, pues los costos de vida son inexorables e imparables, por lo tanto no podrás dejar de trabajar aunque quieras. Y después que la vejez no te permita seguir trabajando, te mandarán a la casa con una pensión más baja que los ingresos que recibías cuando estaba trabajando – si tienes suerte de tener una pensión. Tu pobreza es la cadena que te tiene atado a ese trabajo. Y el mismo determinará dónde vives, qué comes, tus amenidades, qué haces en tu tiempo libre… tu calidad de vida. ¿Será esta calidad de vida óptima en esas circunstancias? Definitivamente no serás libre.

La Independencia Financiera te libera.

OPCIONES – ¿Puedes elegir que hacer en el día, como opción no como obligación? ¿A cuál escuela van tus niños? ¿Dónde vacacionas? (si es todavía posible que puedas vacacionar) ¿Cuál es tu dieta? ¿Puedes  cenar en los más caros restaurantes de la ciudad cuando te dé la gana? ¿Vives en tu vecindario ideal que elegiste sin considerar costo? ¿No sueñas con algún vehículo de un caro modelo, porque ya lo tienes? ¿Qué cuidado de salud recibes? ¿Está el futuro de tus hijos (y los tuyos en general) asegurado donde estos nunca conocerán las vicisitudes de la pobreza? ¿Tienes límites a lo que puedes hacer, ser, dar, lograr, alcanzar….?

¿Ves cómo las opciones que te da la Independencia Financiera transforman completamente tu vida?

De nuevo, la riqueza no te da felicidad… De eso estoy de acuerdo. Pero, ¿puedes ver como las opciones y libertad que te da justifican tratar de alcanzarla?… Y por otro  lado, aunque la riqueza no te da felicidad, la pobreza si te garantiza sacrificio y deficiente calidad de vida.